Canfali Marina Alta

Suplementos alimenticios durante la menopausia

Suplementos alimenticios durante la menopausia
  05/08/2019

INÉS ROIG (*)

Durante la menopausia, es natural que la mujer experimente cambios progresivos en su cuerpo y en su mente. Una de las partes de nuestro cuerpo en la que se viven cambios más visibles, es la piel. De ahí que sea tan necesario mantenerla nutrida e hidratada. Pero estos cambios no son los únicos que van a afectar a nuestro cuerpo, llevar una dieta equilibrada y sana es una de las claves para enfrentarse al envejecimiento de la manera más correcta posible.

            Proteger nuestra calidad de vida es esencial durante el envejecimiento. Los cambios hormonales traen consigo una serie de cambios para nuestro cuerpo y también, para nuestra mente. Normalmente suelen provocar molestias físicas que pueden desencadenar dolencias varias, síntomas sexuales y también psicológicos. Por ejemplo, osteoporosis (afectando a la propensión de lesiones y roturas) o bien, casos de pérdida de pelo.

            Si te estás planteando tomar suplementos, complejos vitamínicos o productos naturales para sobrellevar la menopausia de la manera más placentera posible, has de saber que entre un 40 y un 75 % de mujeres, toman medicinas complementarias o buscan alternativas naturales durante la menopausia.

            Uno de los suplementos más utilizados es el calcio. Este nutriente es importante porque durante la menopausia el riesgo de osteoporosis aumenta considerablemente. La Vitamina D tiene la misma importancia, de hecho, está recomendada la ingesta de suplementos de Calcio y Vitamina D en cantidades de: 1000 mg de Calcio y hasta 800 UI de Vitamina D al día.

            Otro síntoma que se registra en mujeres con menopausia es el envejecimiento cutáneo. La ingesta de isoflavonas, sirven para fortalecer nuestra piel y también para aliviar los molestos sofocos.

            Fortalecer el cabello durante la menopausia debe ser una de nuestras prioridades. Existen suplementos dietéticos que contribuyen a frenar la caída de pelo, todos aquellos que incluyen Hierro, Zinc, Vitamina A, D, y E, Niacina, B12 y Biotina.

            También hay alimentos que se deben evitar: todos los que incluyen grasas animales, dulces y por supuesto, alcohol.

            Existen otros factores que pueden desarrollarse también durante la menopausia, son: depresión, los sofocos, los cambios de humor drásticos, la ausencia de apetito, la falta de apetencia sexual y algunas afecciones cardiovasculares. Pueden combatirse a través de la ingesta de medicamentos o bien a través del consumo de productos con ácidos grasos Omega-3, que lo contiene el Aceite de Onagra. Este aceit ayuda a combatir los sofocos. El Omega-3 está presente también en la grasa de algunos pescados: salmón, trucha, o la caballa, entre otros.

            La menopausia provoca tantas afecciones antes no existentes, porque supone un desequilibrio hormonal, provocado por la tensión que se genera entre los andrógenos (hormonas masculinas) y los estrógenos (hormonas femeninas). La fuerte bajada de estrógenos y, sin embargo, la estabilidad que acoge la testoterona provoca un desequilibrio y un desorden tanto físico como mental.

(*) Farmacia Las Marinas.

Cercar notícies
Agenda