Pedreguer acuerda en pleno retirar el nombre de Juan Carlos I de su callejero

Pedreguer acuerda en pleno retirar el nombre de Juan Carlos I de su callejero
  26/06/2020

El pleno de Pedreguer ha aprobado este jueves iniciar los pasos para retirar el nombre de Juan Carlos I de la avenida dedicada al rey emérito. Es una propuesta que fue elevada en formato de moción por la Candidatura d’Unitat Popular (CUP) y matizada por Compromís per Pedreguer, y que en definitiva se sostiene en que “la figura del rey emérito y todo aquello que representa es, hoy por hoy, incompatible con los valores de la honestidad y la democracia”. Para proceder al cambio de nombre se abrirá un proceso participativo, y se propondrá que se le dedique a alguna mujer con el fin de aumentar la nomenclatura del callejero a este género. Con la introducción de la enmienda de Compromís se añade que se dediquen también algunas salas y espacios público a las mujeres, y que se resuelva también el cambio de otras denominaciones de vías como la de Alacant, que da nombre a una calle y una avenida lo que provoca cierto desconcierto. 

El grupo municipal socialista se añadió a la moción, manifestándose en contra de la “corrupción política venga de donde venga”, según apunto su portavoz, Guillermo Salvador. Por su parte, el PP votó en contra al considerar que se estaba emitiendo un “juicio político” contra una persona que “de momento es inocente”. Juan Gayá, portavoz de los populares, calificó a Juan Carlos I como un “rey excepcional, uno de los mejores que ha tenido España, y que promovió la democracia”, además de liderar como rey “la época de mayor prosperidad y de mayor convivencia de la historia”. Invitó a la CUP a admitir que son antimonárquicos y que por eso no les gusta que figure su nombre en la avenida. “No vemos ninguna necesidad de cambiar el nombre y tampoco vemos que la ciudadanía esté incomoda con ese nombre”, concluyó.

Lluís Castelló, portavoz de la CUP, reconoció que su formación se manifiesta abiertamente antimonárquica, pero al mismo tiempo respetan que otras calles mantengan el nombre de reyes. No en este caso, porque entienden que el comportamiento es poco ético. Además, “la monarquía no es una institución democrática porque no la ha votado nadie, y es algo que se traspasa de padres a hijos sin tener en cuenta a los ciudadanos”, respondió. 

Mientras, el portavoz de Compromís, Ferran Lloret, avanzó que el Ayuntamiento ayudará a todo el vecindario en los trámites para modificar sus direcciones. 

¡Suscríbete!